Cursos de Kinesiotaping

La colagenosis, causas y tratamiento

La colagenosis son enfermedades crónicas provocadas por alteraciones inmunológicas que cambian la estructura del tejido conectivo colágeno provocando distintos trastornos inflamatorios epiteliales, cuyas manifestaciones se reflejan en el sistema circulatorio, muscular, articular, óseo e incluso nervioso.

Cabe destacar, que no tiene cura, pero dichas manifestaciones pueden ser aliviadas por medio de un tratamiento fisioterapéutico. Dichas alteraciones inmunológicas, involucra el ataque hacía los antígenos del cuerpo por anticuerpos, que por error genético no reconocen como propios del sistema humano normal, en pocas palabras es una autoagresión.

Síntomas

Como toda enfermedad, en especial autoinmune, suelen generar síntomas que afectan la calidad de vida del paciente, entre ellos son:

  • Fiebre
  • Astenia
  • Anemia
  • Dolor generalizado
  • Inflamación
  • Edemas
  • Pérdida de peso
  • Parestesias
  • Rigidez

Colagenosis o enfermedades del colágeno más frecuentes

Las enfermedades inflamatorias y autoinmunes que afectan las fibras de colágeno y suelen tener repercusiones muy severas, generando incluso hasta la muerte, son:

La Poliarteritis nudosa o enfermedad de Kussmaul-Maier

Es una extraña afección que se caracteriza por producir lesiones de arteritis segmentaria con granuloma perivascular en forma de nudos de pequeño y mediado calibre, distribuidas en las arterias superficiales y viscerales. Es decir, lesiona el diámetro de las arterias, inflamándolas y por ende, disminuyendo el suministro de sangre a los órganos. Usualmente suele dar fiebre al principio de la enfermedad, acompañado de dolor abdominal, rigidez, pérdida de peso, debilidad y parestesia en las manos y pies.

Lupus eritematoso agudo diseminado, enfermedad lúpica o lupoeritematovisceritis maligna

Esta enfermedad posee en sus síntomas la inflamación articular, fiebre, astenia, disminución de peso corporal, también en los tendones y otros tejidos, es crónica, incapacitante y en ocasiones mortal.  Cabe destacar, que la enfermedad como su nombre lo indica, se caracteriza por producir erupciones como placas eritematosas violáceas y levemente escamosas, que pueden afectar tanto a la cara como a las manos. A nivel visceral, afecta a los riñones, el corazón, los nervios y pulmones.

Esclerodermia

Se trata de una enfermedad también conocida como esclerosis masiva de la piel y sus adyacencias, es decir, ocurre una degeneración del colágeno de la piel, el cual produce el endurecimiento de la región afectada, dolor, amiotrofia y debilidad muscular. Cabe destacar, que esta enfermedad también tiene manifestaciones viscerales, articulares y pulmonares.

Artritis reumatoidea

Es una enfermedad que afecta todas las articulaciones del cuerpo en especial las de las manos y la de los pies, sus síntomas suelen ser dolor, inflamación rigidez y deformación.

Polimiositis

Es una enfermedad crónica y rara que afecta al tejido conectivo y genera inflamación exclusivamente en la piel, también dolor articular y muscular, debilidad muscular, astenia,  pérdida de peso y dificultad para deglutir. Generalmente, produce incapacidad, ya que genera atrofia los músculos de una forma muy dolorosa, con degeneración de las fibras estriadas, generando incluso esclerosis, hemorragias, edema, fiebre.

Dermatomiositis

También es una enfermedad crónica que incluye cambios degenerativos, engrosamiento de los vasos sanguíneos, inflamación y endurecimiento del tejido conectivo. Suelen generar inflamación en los pulpejos de los dedos y mucho dolor.

Tratamiento en fisioterapia

Actualmente, dichas enfermedades no tienen cura pero sus síntomas pueden ser aliviados por un fisioterapeuta que sepa distinguir, diagnosticar y tratar las consecuencias de cada una según el tipo de colagenosis y la persona que lo padece. Usualmente el tratamiento fisioterapéutico involucra:

  • Movilizaciones activas y pasivas
  • Según sea el caso, movilizaciones activas-asistidas
  • Termoterapia
  • Electroterapia
  • Hidroterapia
  • Masoterapia
  • Ejercicios musculares isométricos
  • Terapia manual
  • Fisioterapia respiratoria
  • Estiramientos suaves
  • Reeducación de la marcha y postural

Con información de

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *